La primera ola de COVID fue la más difícil, cuentan médicos del Hospital Militar de La Boticaria

Beatriz Olivia Pérez
Imagen La primera ola de COVID fue la más difícil, cuentan médicos del Hospital Militar de La Boticaria
Audio:

El Hospital Militar de la Boticaria operó como área COVID durante los momentos más amargos de la pandemia, recibió a pacientes contagiados, muchos tuvieron que ser intubados otros más, lamentablemente, no la libraron.

En entrevista con XEU Noticias, el director de los hospital, el mayor, doctor Hugo Hernández Lara, médico cirujano, quien fue galardonado por el gobierno federal por su labor en la pandemia, señaló que tuvieron que adaptar el área para poder atender a pacientes con coronavirus y llegaron a tener hasta 20 camas. 

Cuando el área se saturó, el médico señaló que recibían a los pacientes, los estabilizaban y los canalizaban a otros hospitales. 

La pandemia enseñó que debemos seguir protegiéndonos, lavando las manos, usando gel antibacterial y sobre todo usando el cubrebocas que es la mejor defensa contra el coronavirus, además de aplicarse las vacunas.

Enfermeras, nutriólogas y los médicos del hospital militar señalaron que vivieron momentos tristes, dolorosos, sobre todo en la primera ola de COVID que fue la más complicada y cuando más vidas se perdieron.

La sargento segundo, auxiliar asistente de enfermería, Eva Mendiola Cadena, dijo que en su caso se aisló de su familia para no contagiarla, durante la peor etapa de la pandemia. QQ le tocó atender a los pacientes en terapia intensiva y vivió momentos muy tristes al ver el sufrimiento de las personas que se contagiaron de COVID-19 y mientras ella con el temor de infectarse de una enfermedad que para ese entonces poco de conocía. 

En su caso no enfermo, pero sabe de al menos 10 integrantes del área de enfermería de la zona militar de La Boticaria que se contagiaron, pero todos lograron superar la enfermedad.  

La nutrióloga soldado auxiliar, Gabriela Saldaña Hernández, detalló que se encargó de alimentar a los pacientes, sobre todo con proteínas y carbohidratos, ya que los pacientes perdían rápidamente su peso y posteriormente a la enfermedad se le sugería una dieta con aportación multivitamínica. 

El personal del Hospital Militar dijo que la enseñanza o principal lección que les dejó la pandemia es que lo más importante es la prevención, hacer ejercicio o alguna actividad física, alimentación sana y hábitos saludables, pues eso daba la fortaleza para evitar o superar las enfermedades como el COVID-19.